viernes, 14 de marzo de 2014

Reseñas Cineblog: La Mosca

Filmoteca Regional de Murcia, 18 y 22 de marzo

La Mosca” (David Cronenberg, 1986)

         Aunque hoy día un tanto olvidada, "La Mosca" supuso el zenit comercial (antes de la llegada, 20 años después, de “Una historia de Violencia”, 2005) de un David Cronenberg que llevaba 15 años haciendo cine de terror de autor: desde el underground más festivalero (“Vinieron de dentro de…”, 1975, con la que logró el premio al mejor director en Sitges) al cine gore perturbador e independiente (“Videodrome”, 1983). El director, conocido como el creador del ‘terror venéreo’, llevó este remake (del film de culto "La Mosca" de Kurt Neumann, 1958) a su terreno, al terreno de la 'nueva carne', la transformación física, la enfermedad y el paso a un nuevo estadio de la evolución como metáforas de la propia vida. Las constantes del cine de Cronenberg (las grandes instituciones como instrumentos de opresión social que utilizan a la población como conejillos de indias, las mutaciones como peligrosos beneficios rechazados por la sociedad o la locura y la psicosis como un mero estada mental más) se pasean por esta joya del terror de los 80.

         Seth Brundle (Jeff Goldblum) es un científico que, recluido en un destartalado almacén de los barrios bajos, que hace las veces de casa, investiga la teletransportación. Por inspiración de Verónica, una periodista (Gena Davis) con la que comienza a salir tras conocerla en una convención, Seth consigue que sus cabinas de teletransporte funcionen. Y para demostrarlo se introduce él mismo en una. Pero algo va mal, una mosca se mete junto a Seth en la cabina y el ordenador los funde en un mismo organismo. A partir de entonces el científico comenzará a experimentar cambios: desde un aumento de su fuerza hasta una serie de horribles cambios físicos que lo van acercando a la forma de un insecto gigante. Verónica tratará de poner algo de cordura en la mente atormentada y megalómana de Seth.

         Con el excelente trabajo de maquillaje de Chris Wallas (que logró el Oscar), la absorbente partitura de Howard Shore (habitual de Cronenberg), la oscuridad ‘in crecendo’ de la fotografía de Mark Irwin y una inolvidable interpretación de Jeff Goldblum en el papel que en los 50 hiciese el mítico Vincent Price; “La Mosca” se erige como un atractivo ejercicio de renovación del cine de terror según los cánones de ‘la nueva carne’ imprescindible para los que sólo conocen a Cronenberg por "Una historia de violencia" (2005) o "Promesas del Este" (2007).

- Para todos a los que les guste el cine de terror y ciencia-ficción con concepto.

- No pierdan el tiempo los que esperen un festín de efectos especiales y acción al estilo del cine actual.